#TheHeartTruth | A cuidarse el corazón

por Redacción IN

 

BANNER_240X400_2014_Sp_GiselleMiami, FL. Febrero 5, 2014.- Las enfermedades del corazón son la principal causa de muerte entre las mujeres latinas. Más mujeres mueren de enfermedades del corazón que el número combinado de todas aquellas mujeres que mueren de cualquier tipo de cáncer. Muchas mujeres desconocen la relación entre los agentes de riesgo y el riesgo personal que existe de desarrollar enfermedades del corazón.

De acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por su sigla en inglés), cerca de 600,000 personas en Estados Unidos fallecen cada año a causa de enfermedades cardíacas. Además señalan que la cuarta parte de los hispanos padece de presión arterial alta.

Existen muchos tipos de complicaciones cardíacas, pero la más conocida es la enfermedad de las arterias coronarias. Esta enfermedad, llamada aterosclerosis, ocurre cuando se deposita una placa (sustancia grasa) en las paredes de las arterias, la cual impide que la sangre circule por tu cuerpo de manera normal. La placa está compuesta por colesterol, calcio y otras sustancias.

Existen varios factores de riesgo para la enfermedad coronaria, algunos relacionados con condiciones médicas y otros con el estilo de vida como colesterol alto, presión arterial alta, tener sobrepeso, consumir alcohol en forma excesiva, fumar, entre otros.

Cuando una arteria de tu cuerpo se obstruye y limita el flujo de la sangre, se te pueden presentar alguno de estos síntomas: dolores en el pecho, irregularidades en los latidos del corazón o arritmias, insuficiencia cardíaca y hasta un infarto.

Readacción IN

Readacción IN

Para reducir el riesgo de contraer ésta y otras enfermedades del corazón, hay que controlarse la presión arterial cada seis meses y consultar los resultados con su médico. Además, hay que alimentarse bien con comidas balanceadas, hacer ejercicio y no fumar.

Como tratamiento para la enfermedad de las arterias coronarias, tu médico te puede recetar medicamentos combinados con una dieta balanceada y una rutina de ejercicios. Si la enfermedad está avanzada, podría practicarte una cirugía bypass para permitir que la sangre fluya con normalidad.

 

 

Related Posts

Comments are closed.

« »