#RelatosDeUnaMadreExtranjera | Para Hunter (aunque no lo entienda)

Por Ingrid Chalita Moreno

Screen shot 2013-10-24 at 17.01.25Miami, FL. Octubre 23, 2013. Veterano es alguien con sapiencia, experiencia, es alguien que nos puede aportar mucho desde su perspectiva.

Mi papá por ejemplo es un médico veterano. Mamá es una madre y ama de casa veterana. Mi esposo, quien ya tiene un par de años  en la década de los 50, es considerado un veterano ingeniero y yo ¿Será que soy una veterana mamá, a pesar de mis desvelos y continuos sobresaltos? No sé, ya me lo responderán mis hijos.

Por ser parte de un equipo de investigación en educación primaria para la Universidad de Virginia, me ha tocado recorrer un sin número de escuelas, en horario escolar y siempre abarrotadas de niños. Nuestra hora de entrada por lo general, es unos minutos antes de la plegaria a la bandera y el subsiguiente minuto de silencio. En ese instante, no importa quien seas, de dónde vengas o la edad que tengas. La sola solemnidad del momento te obliga a sumarte a el.

También he visitado escuelas de bachillerato y nunca me ha dejado de impresionar la galería de fotos con las imágenes de chicos graduados en cada uno de esos planteles, todos sonrientes, que prestan o prestaron servicio en el ejercito de este país. Unos vivos y otros que ya no acompañan a sus seres queridos.

Es allí, donde la palabra veterano cobra más sentido real, tangible, porque en este caso, cada uno de estos chicos – que pudiesen tener la edad de mi hijo- recitó mil y una vez plegaria a la bandera y no sólo juró respetarla, sino que tuvieron el valor de hacerla respetar y ejercer así la ciudadanía inculcada en el salón de clases desde edad temprana.

Por este sentido de ejercicio de ciudadanía, muchos se han jugado sus vidas, sus futuros y en algunas oportunidades hasta sus estructuras familiares.

Ingrid Chalita Moreno

Ingrid Chalita
relatosdeunamadre@gmail.com

La búsqueda de personas con sentido de ciudadanía, fue lo que me trajo a estas tierras, inculcarla es lo que me hace trabajar en lo que trabajo, quizás por el miedo de repetir esa sensación de vértigo que da, verse inmersa en una sociedad donde la mayoría no cree en ese tipo de conceptos.

El valor que implica el compromiso de defender una bandera es enorme y más que respetable, digno de que le rindamos homenaje, 24 horas de uno de nuestros 365 días del año.

Es por eso que, aquí en este país de culturas diversas, todos hacemos un alto – como en las mañanas para saludar a la bandera – para homenajear y mostrar nuestros respetos a quienes respetaron los principios en los que fueron criados.

Happy Veteran’s Day.

Related Posts

Comments are closed.

« »